SEVILLA || Permiso para ensayar en la calle

Avatar

Ya está cerca la cuaresma en la capital hispalense. Al menos eso parece cuando alguna que otra noche, especialmente en las céntricas calles de Sevilla, nos encontramos algún ensayo de costaleros. Y es que en Sevilla, ya se respira con el izquierdo por delante a sones de tambores y cornetas, y se lleva al cielo las ilusiones de cada costalero guiados por su capataz. Sin embargo, todo esto debe conllevar una serie de medidas especiales para el buen funcionamiento de los ensayos. Por ello, el Centro de Coordinación Operativa (Cecop) del Ilmo. Ayuntamiento de Sevillaha mandado esta mañana a las hermandades un formulario y que ha hecho público la cuenta de Twitter de El Foro Cofrade, en el que las corporaciones tendrán que especificar tanto el recorrido como el número de pasos e integrantes, además de la fecha y el horario del ensayo. No obstante, el Consistorio ha expuesto asimismo en el impreso algunas recomendaciones y exigencias, como por ejemplo: “El itinerario se realizará siempre en el sentido de la circulación, evitando utilizar calles en contrasentido. En caso de utilizarse vías principales de tráfico, deberá contar con la autorización expresa de Movilidad”. Incluso hay una recomendación horaria: “Se evitarán las horas punta de tráfico comprendidas entre las 7 horas y las 10 horas, 13 horas y 16 horas y 19 horas y 21 horas”Y en caso de que el ensayo sea en la noche “se utilizarán señalización luminosa para mejorar su visibilidad, mediante el uso de la señal V-2 ( luz rotatoria) en la parte delantera y trasera”.

Por otro lado, la seguridad recae directamente en la propia Hermandad, que “deberá velar por la seguridad de las personas que participen en la misma y por el cumplimiento de las normas de tráfico. Deberá contar con el personal que estime necesario para dichas funciones, siendo mayor de edad, y que cuente con permiso de conducción y disponga de peto reflectante, que será coordinado por un responsable de la organización”.

Las hermandades están pues, obligadas a informar al Cecop de cualquier cosa que se haga en la vía pública. Así se evitará ciertas situaciones que comprometen tanto la normalidad del tráfico como la propia seguridad de las personas que integran los ensayos, además de evitar problemas como los que hace relativamente poco tuvo la Hermandad de Los Panaderos por circular por el “carril bus”, que le conllevó a una multa.

Es en definitiva, una medida que se encargará de velar por la normalidad y seguridad en la ciudad ahora que los ensayos de costaleros están empezando a aumentar, señal inequívoca de que la semana más bonita del año está muy cerca.

ÚLTIMAS NOTICIAS